vamos a bailar un rock tequila año

Ariel Roth y Alejo Stivel, integrantes creadores de Tequila, en un concierto en La capital española.

Fueron vanguardistas en popularizar, a nivel mainstream, el rock en español en una España que siempre y en todo momento llegaba tarde a todo. Tras la extendida noche de los 40 años, dirigida por 2 argentinos, Tequila fue el quinteto que, amoldando riffs de Chuck Berry y peines de Keith Richards, explotó como fenómeno de fangos enloquecidas a partir de rock and roll efervescente, trascendente en su intrascendencia, avalado por una actitud insolente y puñado de hits indelebles. La autocombustión duró de 1977 a 1982, con la banda sumida en el infierno de los vicios. En 2008, Alejo Stivel y Ariel Rot hicieron un revival; en este momento han vuelto para, de manera determinante, decir adiós. Charlamos con Alejo.

Análisis

Esta canción es un blues de 12 (4+4+4) acompases completamente básico con su composición característica: | I – – – | IV – I – | V IV I – |.

Con ‘Matrícula de honor’, producido por Mariskal Romero, se cambiaron en la banda “rolinga” mucho más particular en España años antes que se acuñara el término en Argentina. «Rock & Roll en la plaza del pueblo» puso a bailar a una generación de jóvenes con ansias de diversión, libres por fin de los nudos del franquismo. “Cree que solo había un canal de televisión, o explicado de otro modo uno y medio, dado a que la 2 transmitía de 17.00 a 22.00. Si salías en la tele, todo el país te veía, era tal y como si sumara en ese instante las audiencias de todos los canales. Nosotros salíamos cada semana y en horario central. Es una popularidad realmente difícil de contar, algo mareando”.

brindaremos, disfrutaremos con Margarita desea que le ayuda ahora Tequila

toda la multitud desfila llegando a su situación siguiendo la armonía baila hasta el del sombrero

aquí estoy pase la botella de tequila yo deseo un shot al compás de margarita llevo el gusto de la costa de barranquilla y el corazón escarcha de sonrisas

“Dejé el instituto con 18 años, me afirma popular a los 19 y gané bastante dinero. Sugiero a los chavales que lo hagan, está realmente bien, te desestabiliza un tanto pero es mucho más entretenido que estar en un pupitre estudiante”

Con ‘Matrícula de honor’, producido por Mariskal Romero, se transformaron en la banda “rolinga” más especial en España años antes que se acuñara el término en Argentina. «Rock & Roll en la plaza del pueblo» puso a bailar a una generación de jovenes con ansias de diversión, libres por fin de los nudos del franquismo. “Considera que solo había un canal de televisión, o explicado de otra forma uno y medio, por el hecho de que la 2 transmitía de 17:00 a 22:00. Si salías en la tele, todo el país te veía, era tal y como si sumara en este momento las audiencias de todos y cada uno de los canales. Nosotros salíamos cada semana y en horario central. Es una popularidad bien difícil de contar, algo mareando”. Aun para alguien de cuna artística como él, hijo del directivo y productor de cine y televisión David Stivel y de la actriz Zulema Katz. “Mis progenitores eran bastante populares en Argentina, se encontraba habituado a que los reconociesen por la calle, con lo que no me cogió tan lejos, pero nada comparable a dejar el instituto con 18 años, hacerte popular con 19 y ganar bastante dinero. Sugiero a los chavales que lo hagan, está realmente bien, te desestabiliza un tanto pero es mucho más entretenido que estar en un pupitre estudiante”. No obstante, no relaciona de manera directa la popularidad temprana con el triste final de Manolo y Julián. Felipe por poco tampoco lo enseña. «Fue una cuestión generacional, no había gran diferencia entre el consumo de drogas de Julián y Manolo y el de unos chavales de vecindario». Sin ser unos santurrones tampoco, Alejo y Ariel siempre y en todo momento tuvieron “la cabeza aproximadamente amueblada”.

La música el primero. Y no se conformaron con ser solo unos rolinges, ahora en su segundo LP, ‘Rock and Roll’ (1979), hallábamos “El barco”, una canción que meaba fuera del test. “Gay Comerciante, nuestro manager de entonces, era muy aficionado al reggae y me pasaba datos. Yo tenía una compilación de cien discos del género, de gente ignota asimismo, y decidimos realizar una canción de este modo”. Se atreve a proclamar que “fue el primer reggae en castellano. Entonces hubo bastante, y en Argentina hay un movimiento muy grande”. Asimismo reclama el valor de “Brinca!!!”, tema estrella de su último disco de estudio, ‘Confidencial’ (1981), grabado en Londres como ‘Viva! Tequila!’, el precursor del año previo. “Íbamos muy allí y conocimos el sello 2 Tone donde estaban los Selecter o los Specials. Era la fiebre del ska y decidimos llevar a cabo uno que, como en la situacion del reggae, fue el primer ska en castellano, bastante antes que llegaran Los Fantásticos Cadillacs y Ska-P”.

Deja un comentario