cual es la mejor marca de tequila

Ocho fue desarrollado por el popular tequiler Carlos Camarena (productor del Tequila Tapatío, incluido en esta lista) en asociación con Tomas Estes, llamado embajador del tequila en Europa por el gobierno jalisciense.

Este tequila explota las peculiaridades de los diferentes suelos de la zona. Esto quiere decir que, de la misma el vino, el tequila Ocho usa las cosechas de distintas ranchos para explotar los concretes de gusto únicos de cada área.

Los más destacados tequilas mexicanos

  • Tequila 1800 recambio: tiene un gusto rápido a madera y puede complementar cualquier comida. El alcohol solamente es observable y bien elegante.
  • Tequila Corvo Reserva de la Familia recambio: una joya en el paladar gracias a su enorme untuosidad y proporción de elementos como condimentas, torrados y vainilla.
  • Tequila Cormo Clásico plata: buena relación precio-calidad. Muy clásico para tomar solo o el correcto para combinar en coctelería
  • Tequila Don Julio Añejo: un tradicional que poco ha cambiado sus notas especiadas y untuosidad. Aconsejable para cerrar una comida o cena.
  • Tequila Enorme Centenario recambio: buen producto por un enorme precio. Es despacio y mezcla las notas frutales del agave con toques amaderados.
  • Tequila Herradura Selección Suprema: increíble por la dificultad que da. Correcto para tomar en enormes instantes o con personas particulares
  • Tequila Patrón Silver: fragante y bastante amable en boca. Se puede tomar solo de manera clásico y tiene notas herbales y cítricas.
  • Tequila Tres Generaciones recambio: en una cata a ciegas entre recambios resaltó por ser despacio y de enorme dificultad aromatizada. Toques de vainilla y coco.
  • Tequila El Tequileño Añejo 50 Aniversario: un óptimo tequila para la sobremesa por sus notas a frutos secos y caramelo. De buen precio.
  • Tequila Alacran blanco: es despacio en el paladar y mantiene la parte herbal. Un tequila para tomar parado para ser muy elegante.
  • Tequila El Tesoro de Don Felipe Recambio: ganador en múltiples concursos por la elegancia que proporciona. Sostiene la parte floral y afrutada en conjunto con la madera.

Para saber un tequila primero hay que admitir sus variedades, lo que nos da cada uno de ellos y las peculiaridades que debe cumplir para considerarse, ciertamente, tequila.

Nuestra opinión sobre la marca Don Julio

Idóneo para cualquier ocasión, como obsequio por servirnos de un ejemplo, Don Julio es mucho más costoso que otras fabricantes, pero es un valor seguro. Si está pensando en llevar a cabo regalos a sus conocidos cercanos a lo largo de su viaje a México, esta es una enorme opción. El gusto le va a llevar indudablemente recuerdos contentos compartidos con una copa a lo largo de su estancia.

Usando la mejor planta de agave azul y un desarrollo de destilación centenario, el tequila Don Julio Blanco es el tequila en su forma mucho más genuina. Es la base de todas las otras variaciones de la marca. Generalmente popular como tequila «plata», su crocante gusto a agave y sus notas cítricas lo transforman en un componente principal de una pluralidad de bebidas originales, incluyendo las margaritas.

Tequila José Cuervo

Comenzamos nuestro viaje a México visitando la marca responsable de que el tequila sea consumido en todas y cada una las ubicaciones de todo el mundo, José Cuervo. seguramente ya hace siglos en el país americano se ha consumido su apreciado tequila, pero fue con Don José María Guadalupe de Cuervo en el momento en que mucho más apogeo experimentó, tras concederle el Rey de España una parcela en la localidad de Tequila y más tarde la concesión real para crear vino de mezcal. diez generaciones han ampliado la compañía, con variedades resaltadas como José Cuervo Particular, conformado por una mezcla de tequilas piezas de recambios (anillos) y jóvenes; José Cuervo Clásico Recambio, con notas de agave, frutas, madera y yerbas; o el orgullo de la familia, José Cuervo Platino Reserva de la Familia, efectuado bajo una receta caracteristica de diez generaciones y premiado con la medalla de oro en 2008 en los Spirits Challenge Agave.

De Don José a Don Julio. Corría el año 1942 en el momento en que Don Julio González escoge poner manos a la obra y hacer un tequila de gran lujo. De ahí que precisaba un riguroso control en el desarrollo, desde la recolección del agave en las tierras altas de Jalisco, dejando medrar la planta entre 7 y diez años hasta la recolección, hasta las barricas de roble americano donde descansa intentando encontrar su mejor gusto, pasando por las manos de los especialistas imadores (labradores de agave). Este mimo por el producto es el que ha distinguido a Don Julio del resto de tequilas, subiendo su calidad como se puede ver en sus variedades Don Julio Blanco, base para el resto de tequilas de la marca presentando un despacio y dulce gusto a agave; Don Julio Añejo, avejentado en roble blanco americano a lo largo de 18 meses en pequeñas proporciones; o Don Julio 1942, producto que honra el nacimiento de la destilería y que tiene matices a vainilla, frutos tropicales y agave.

Siete leguas recambio

Siete Décadas de realizar Tequila, Leales a nuestra naturaleza artesanal. Desde 1952. El gusto es agave cocido, despacio y sedoso, minerales, roble, algo de picante rápido en la parte de atrás, cítricos, condimentas mucho más calmadas, humo rápido, frutas, pimienta, una migaja de canela y caramelo rápido, y algo de vainilla.

Es el más destacable Tequila Recambio que puedes obtener en México y hecho a fin de que lo tomes parado, lo puedes conjuntar en cócteles. Siete Leguas se identifica por buenos tequilas y el recambio no es la salvedad. Se bebe simple como un tequila blanco sin dejar de tener la esencia y las notas de madera de un recambio.

Deja un comentario